jueves, 16 de junio de 2011

Corazón Versus Razón

Aquí os dejo un poema de los que más me gustan de todos los que llevo escritos. Y de los que más me ha costado escribir, también. Primero, por intentar encontrar esa expresión, esa forma de ponerlo, que se ajustara a lo que yo quería decir sin perder la... ¿literalidad? Después, porque la estructura me costó muchísimo, al intentar que más o menos, el poema se repitiera en estrofas con el mismo número de versos. (Si contáis, los versos de las estrofas son los siguientes: 4, 4, 3, 5, 2 y 2; y se vuelve a repetir: 4 (5 si se cuenta ese "Estoy" entre paréntesis), 4, 3, 5, 2 y 2).





Corazón versus Razón



Y al llegar la oscuridad posterior al día,
se crearán extraños acordes y melodías,
puesto que ya cayó al fin la razón,
ahora es el dominio del corazón.


Y él, tan loco y sincero corazón,
se dejará herir hasta sangrar y más allá,
ya que todo su empeño pondrá
en contrariar a la razón.


Difícil es para él entender,
que no ha de correr tras aquel
a quien jamás dejó de querer.


Que aquello ya pasó,
le dice la razón,
pero, ¿cómo fue que aquello se marchó?
¡Si aún todavía me sigue doliendo!
¡Si aún todavía sigo llorando en silencio!


Recuerdo y Esperanza juntos caminan.
Él, callado y dolorido, los mira.

Y ahora que ya calló el corazón,
y ahora que es el dominio de la razón…


(Estoy)
Escribiendo una página en blanco
en un descolorido y triste banco
frente al húmedo y solitario estanque
de un olvidado y lúgubre parque.


Cambiando el rumbo de éste mi viaje…
El atraer a las nieves salvajes,
consecuencia y provocación directa,
de soñar una primavera eterna. 
Llorando por lo que borró el pasado,
llorando por el pesado candado
que en silencio llevo y he llevado.


Y he descubierto la verdad oculta:
—es tormento que su boca, endulza—,
pero no es más que un bautismo cruento.
Y bajo tu espina, Rosa: el tormento.
Y ha pasado el tiempo, dulce lamento.


Y mil cosas intentaron matarme,
y no soy más fuerte aún, gendarme.


Y ahora que ya calló la razón,

ahora es el dominio del corazón…


2 comentarios :

  1. Woaaaaaaaaaaaaaahhhh :OOOOOO
    Este me ha requetencantado *-* (que palabrejo más guay xD)
    De veraaas que chuliii :33!!!! *-* Buen juego con las rimas :) y bien usado el número de versos por estrofa ^^ (esto suena como si fuese mi profesora de lengua, leches xD tampoco es mi intención jaja)
    ¿No has probado a mandarlo a algún concurso? Yo he ganado primeros premios por mucho menos xD jaja Con este seguro que logras algo importante :D
    Si necesitas ayuda con alguno, puedo intentar ayudarte (si quieres claro xD) a que tenga una estructura también en el número de sílabas ^-^

    ResponderEliminar
  2. Es precioso, me encanta. Es difícil no sentirse identificado ya que todos hemos pasado alguna vez por algo así, una situación (con frecuencia, mal de amores) en la que corazón y razón se enfrentan continuamente, venciéndose el uno al otro de forma constante e ininterrumpida. Además, las palabras están bien escogidas, te envuelven suavemente creando el ambiente de pena y tristeza, de duda, de esperanza, de amarga agonía...
    Por poner pegas, podría decir que no queda bien rimar "corazón" con "corazón" (final de la primera estrofa y principio de la segunda) o con "razón", por ser palabras tan similares. Además, juntar versos cortos entre los largos rompe algo el ritmo, aunque no mucho.
    Como sea, insisto, me encanta, y apenas estoy comenzando a leer este blog. A ver qué nuevas sorpresas me deparas más adelante...

    ResponderEliminar